Presidente de la COCAL inspira a fomentar los valores identitarios de América Latina
Presidente de la COCAL inspira a fomentar los valores identitarios de América Latina
Presidente de la COCAL inspira a fomentar los valores identitarios de América Latina
Presidente de la COCAL inspira a fomentar los valores identitarios de América Latina

Con la premisa de crecer y avanzar para conformar un polo de eventos en Latinoamérica tuvo lugar la Conferencia Magistral sobre Eventos e Incentivos de la mano de Pablo Weil, Presidente de la Federacion organizadora de eventos, congresos y afines en América Latina (COCAL por sus siglas en inglés). Esta modalidad turística, a la cual dedica FITCuba su presente edición tiene una creciente aceptación entre los países del continente en los últimos años.

Weil explicó que lo más importante es transmitir la pasión y los sellos distintivos de los pueblos latinoamericanos. Evocó a Jose Martí y Simón Bolivar en sus pensamientos sobre las cuestiones identitarias de cada nación, no solo como proceso histórico o cultural sino como muestra de unidad de la diversidad entre los países del continente.

Igualmente se remontó a los lazos amigos entre Cuba y la COCAL desde hace más de 20 años. Expuso, en ese sentido, las ventajas, características e infraestructuras con que cuenta el país, en especial La Habana, para el desarrollo de esta modalidad conocida también como turismo de reuniones.

Explicó como la cultura, las artes, la creatividad, la amabilidad, la hospitalidad y la sonrisa son valores característicos de América Latina para fomentar la llamada “economía naranja”, tendencia además que contrarresta las modernas formas de servicio mediante tecnologías y robots; razón por la que es necesario fomentar el mestizaje de identidades entre los países de la región para triunfar en el desarrollo de esta modalidad turística.

Con reconocida experiencia en el sector turístico, Pablo Weil culminó inspirando a la autenticidad en la gastronomía, coctelería y los servicios, ya que son valores agregados por los que el mundo también reconoce a Cuba como parte de un continente que deviene en crisol de mestizaje con amplia capacidad para sonreír y enorme poder creativo.