La Comercializadora de Servicios Médicos Cubanos (CSMC), arriba a sus diez años de creada consolidando su alianza con el Grupo de las Industrias Tecnológicas y Farmacéuticas BioCubaFarma, con vistas a fortalecer sus programas de salud con la incorporación de productos de la biotecnología nacional.

Entre estos productos figuran suplementos nutricionales y antioxidantes, técnicas de diagnóstico y pesquisaje inmediato, sistemas para detección de cáncer y medicamentos únicos de su tipo.

Los nexos entre BioCubaFarma y CSMC aseguran el intercambio con las acreditadas entidades científicas Centro de Ingeniería Genética y Biotecnología (CIGB), Centro de Inmunología Molecular (CIM), Centro de Inmunoensayo y Centro de Investigación y Restauración Neurológica (CIREN).

Esta beneficiosa asociación tiene como propósito conformar paquetes de servicios de salud y bienestar integrados y altamente competitivos, respaldados por la investigación, innovación y desarrollo de nuevos productos y terapéuticas que son objetivo permanente de estas instituciones cubanas.

Entre los tratamientos que brinda el CSMC a pacientes extranjeros en el país, y que integran productos de BioCubaFarma, se distinguen algunos que son exclusivos, basados en el desarrollo de la biotecnología cubana y que son otra de las fortalezas de la prestigiosa entidad; tal es el caso del tratamiento del vitíligo y la soriasis con melagenina Plus; del cáncer de pulmón, de cuello y de cabeza, con anticuerpos monoclonales; el cáncer de piel con el Heberferon; la Hepatitis B, con el HeberNasvac; el pie diabético, con Heberprot- P , entre otros

En cuanto a los programas comprendidos dentro de la modalidad de Turismo de salud y bienestar, el de relajación y fortalecimiento inmunológico emplea una combinación con tres productos para adultos de cualquier edad: el Nasalferón (formulación nasal de Interferónalfa-2b humano recombinante) + Biomodulina T + Prevengho-Vir, para mejorar el Sistema Inmunitario innato y potenciar el Sistema Inmune en general, con el objetivo de prevenir infecciones, incluido el SARS-CoV-2.

Estas relaciones interinstitucionales, propician la conformación de alternativas médicas más atractivas que satisfacen las necesidades de salud y calidad de vida de las personas, y a la par sirven de plataforma promocional a los productos y medios diagnósticos de la biotecnología cubana, dirigida a un considerable número de pacientes de diversas latitudes.

Sin lugar a dudas la alianza entre CSMC y BioCubaFarma constituye un valor agregado del turismo médico en Cuba, que se hace efectivo por la existencia de un robusto sistema de salud y el desarrollo científico y tecnológico de la biotecnología nacional.

Texto: Redacción Bienvenidos