La documentación referida a los resultados  de Abdala, primera vacuna cubana y latinoamericana contra la COVID-19, está presta para ser  presentada a los expertos de la Organización Mundial de la Salud (OMS) para su evaluación, según un anuncio oficial del Grupo de Industrias Biotecnológica y Farmacéutica de Cuba (BioCubaFarma).  

«El Centro de Ingeniería Genética y Biotecnología (CIGB) comenzó en el mes de marzo el intercambio formal con la Organización Mundial de la Salud, para iniciar el proceso de evaluación de su vacuna anti-COVID-19», explica la comunicación, y añade que ya «la OMS fue informada que el dossier está listo para ser revisado por los expertos».

Por otra parte, también se dio a conocer que el Instituto Finlay de Vacunas y el CIGB, trabajan para presentar próximamente a la Autoridad Reguladora de Medicamentos, Equipos y Dispositivos Médicos de la República de Cuba (CECMED)) los datos de los estudios clínicos de Soberana 01 y Mambisa, lo cual ratifica que la comunidad científica cubana continúa avanzando en la estrategia de creación y autorización de los inmunógenos propios contra la letal enfermedad, los que han demostrado en la práctica  su eficacia en la reducción significativa de infecciones y muertes en el país.

Al cierre del pasado mes, los datos reportados en Cuba arrojaban que  la tasa acumulada de fallecidos por millón de habitantes era tres veces más baja que las cifras registradas en Europa y el continente americano.

Texto: Redacción Bienvenidos