Estás en FilCuba 2022
Estás en FilCuba 2022
Estás en FilCuba 2022
Estás en FilCuba 2022
Estás en FilCuba 2022
Estás en FilCuba 2022
Estás en FilCuba 2022

Las páginas de un centenar de ejemplares se abren cada año en Cuba al darse cita en el evento internacional literario de mayor relevancia que sucede en el país, donde editoriales nacionales y de otras latitudes se reúnen para mostrarse como nación desde la literatura.

Inició así la Feria Internacional del Libro que para este 2022 reabría con grandes retos luego de dos años de una pausa necesaria debido a los impactos de la pandemia. La gran fiesta que representa este encuentro, por segunda vez se complace en tener a México como país invitado lo cual sin dudas es una oportunidad para acercarse mucho más a todo el quehacer cultural, político y a las raíces del país vecino, a partir de las diferentes propuestas artísticas y profesionales que trae dentro y fuera del pabellón que se le otorga como país invitado.

La ocasión para reencontrase con la lectura, programada del 20 al 30 de abril en La Habana y extendiéndose hacia todos los municipios capitalinos desde la jornada del día 27, con la intención de visibilizar y acercar, una variedad de ejemplares en la modalidad de ventas y donaciones a partir de la asistencia de más de 25 autores, funcionarios y artistas de todas las manifestaciones culturales al evento, ha constado con más de 900 novedades editoriales y más de cuatro millones de ejemplares de literatura impresa y digital, a ello se suman las editoriales extranjeras con más de 80 ejemplares de poesía, 60 novelas, 69 libros de cuentos, 10 de historietas y más de 200 títulos de literatura infanto- juvenil muchos de los cuales podrán encontrarse en el acostumbrado Pabellón Tesoro de papel en La Cabaña.

Dedicada a Alberto Prieto Rozos y Luis Álvarez Álvarez, se ha tenido en cuenta igualmente una celebración a razón de los 55 años del Instituto Cubano del Libro, el centenario del natalicio de Carilda Oliver Labra y Jesús Orta Ruiz, los 120 años de Nicolás Guillén y los 140 años del poemario Ismaelillo y la novela Cecilia Valdez, un legado que nos ha quedado de la autoría de Cirilo Villaverde.

Premiaciones

La trayectoria de algunos autores y el reconocimiento a la obra de otros más jóvenes, se exalta con la entrega de galardones como ha sido el premio Nacional de Literatura entregado a Julio Antonio Travieso Serrano, premio de Ciencias Sociales y Humanísticas, otorgado a José Luis Rodríguez García y el  premio Nacional de Edición dado a Norberto Codina Boeras, venezolano radicado en Cuba, poeta, cronista y editor. Otras fueron las condecoraciones entregadas: Premio del lector (a las obras más leídas en el año), premio de la Puerta de Papel (a los mejores libros del sistema de ediciones territoriales) y premios relacionados específicamente con la organización del evento.

Más allá de la literatura

La oportunidad de tener a México como invitado es un honor que no podía quedar solo entre líneas, siendo así, la Sala Avellaneda del Teatro Nacional y otros espacios donde habitualmente se expresa la vida cultural y local, han sido los idóneos para la realización de galas artísticas, más o menos formales teniendo como protagonistas a participantes que llegan desde el propio estado mexicano.

Extramuros

La trigésima edición de FilCuba 2022 se ha hecho eco presencialmente también en otros puntos de la urbe capitalina, un total de 18 espacios, entre ellos, el Palacio Tecnológico Finca de los monos, Feria agropecuaria de Boyeros, el Pabellón Cuba que como cada año reserva sus áreas para igualmente acoger al evento, y de manera general como novedad, pues el centro histórico de La Habana que incluye a los Almacenes de San José para muestras comerciales. Resulta indispensable mencionar el proyecto Cuba Digital desarrollado en el Palacio Central de Computación con siete expositores, que invitan a experimentar la lectura de un buen ejemplar en formato enteramente digital.

Se crean estos nuevos espacios para expandir el evento pero sin lugar a dudas, La Fortaleza de la Cabaña es un símbolo de este festejo literario desde sus inicios. El libro se acompaña de tradición entre los muros de una construcción de más de tres siglos de existencia, sus espacios abiertos y el entorno en su totalidad, sitúan al visitante en aquellos días en que la habana se preparaba para el ataque de los ingleses y sirve de testigo para un festividad que reúne a niños, adultos y jóvenes que se interesan por estilos y propuestas literarias heterogéneas. Desde ese extremo de la ciudad se puede contemplar el esplendor citadino a lo lejos y en lo alto de una fortaleza en la que muchos eligen quedarse hasta el anochecer, para disfrutar del emblemático ritual de las nueve y de una vida nocturna que se refleja en las aguas del litoral habanero, justo allí, entre aquellos muros que aun en pie develan nuestra historia, FILCuba llega cada año para no alejarnos de la actualidad literaria nacional y extranjera, para no dar lugar a que la lectura deje de ser un buen hábito que atrape a todas las edades y que acorde a los actuales tiempos se extiende hoy, como alternativa, a un universo digital que reafirma al libro como ejemplar que se adapta al lector más tradicional y contemporáneo.

La invitación queda hecha para darnos cita el venidero 2023 en la gran celebración que simboliza el internacional encuentro con la lectura, hasta entonces, si queremos crecer, un buen libro podría ser el camino.

Texto y Fotos: Redacción Bienvenidos