Aunque el siniestro permanece vivo en la Base de Supertanqueros de Matanzas, la coloración de la fatídica humareda ha cambiado, ahora es más clara, y las llamas al parecer han disminuido por la labor constante de la coalición formada por las fuerzas cubanas, mexicanas y venezolanas, aunque aún la situación sigue siendo de mucha complejidad en este desastre sin precedentes en la Isla.

El tanque número tres aún mantiene una intensa ignición, mientras que el  número 4, del que había sido previamente extraído el combustible, se mantiene encendido por el derrame del 3 y desprende un humo negro; en esta área se escuchan explosiones por momentos.

Toda esta actividad estuvo favorecida por la fuerza  del viento que alcanzó los 40 kilómetros por hora en el día de ayer, pero en la mañana de hoy ha mermado su intensidad lo cual es también favorable.

La cuenta oficial del Ejército Central de Cuba informa a través de Twitter que « al alba, con los primeros rayos del sol tres helicópteros de la Fuerza Aérea de Revolucionaria, tres tripulaciones con 9 hombres, en estrecha cooperación con el apuntador aéreo y el armero», enfrentan las llamas sin descanso en Matanzas.

Igualmente esta comunicación añade: «Se aprecian áreas con humo blanco denso y pequeñas áreas con llamas. Parece que vamos al control de la situación a partir de acciones integradas».

Se conoció también que se va a incrementar la dotación de helicópteros  con una capacidad cada uno de 2 500 litros, que pueden con precisión dirigir el agua hacia donde sea más necesaria, y la frecuencia entre la acción de estos es aproximadamente de un minuto.

Entre los restos del tanque 1 y 2 se ha  logrado detener avance de las llamas por esta una batida aguda contra el fuego; las fuerzas en el terreno suministran agua espuma y otros productos, utilizando  varias motobombas de gran porte a través de un llamado oleoducto de campaña que contiene tuberías que cubren una distancia total de tres kilómetros para suministrar de forma permanente agua de la bahía.

Se ha sumado a los esfuerzos por mitigar el fuego el buque  mexicano Bourbon Artabaze, de abastecimiento offshore, utilizado contra incendios.   

Al cierre de esta información se ofrecía por el Ministerio de Salud Pública el parte actualizado de los lesionados en el siniestro, de los cuales se mantienen hospitalizados  en instalaciones de salud de Matanzas y La Habana 19 pacientes, de estos, 1 en estado crítico inestable, 4 críticos estables y 12 reportados de cuidado. Los pacientes que ha recibido el alta médica continúan recibiendo atención y cura de las quemaduras que han recibido.

La Sociedad de la Cruz Roja de China donó 150 000 dólares a su similar de Cuba para apoyar el rescate y la recuperación ante el megaincendio que afecta a Matanzas, de esta manera, el gigante asiático se incorpora a la nómina de naciones, gobiernos, personalidades y organizaciones que en el mundo han manifestado su solidaridad con Cuba y han enviado sus condolencias ante la catástrofe y también ayuda humanitaria.

Texto: Redacción Bienvenidos