Península de Zapata, reservorio natural de Cuba
Península de Zapata, reservorio natural de Cuba
Península de Zapata, reservorio natural de Cuba
Península de Zapata, reservorio natural de Cuba
Península de Zapata, reservorio natural de Cuba
Península de Zapata, reservorio natural de Cuba

La naturaleza siempre tiene mucho que mostrar en el archipiélago cubano. Y es que este largo lagarto verde con ojos de piedra y agua ―como líricamente lo describiera Nicolás Guillén, Poeta Nacional de Cuba―, sorprende por sus espectaculares escenarios naturales, tanto terrestres como subacuáticos.

Cuba posee paisajes asombrosos, sitios de grandes valores naturales, flora y fauna abundantes, con una biodiversidad y endemismo a gran escala. En esta isla acogedora y de profusos verdes, destacan varios puntos geográficos para ser disfrutados con detenimiento, la Península de Zapata es uno de ellos.

Localizada al sur de la provincia de Matanzas, esta hermosa región resguarda uno de los ecosistemas más significativos de la mayor de las Antillas y la mayor reserva de humedales del Caribe insular. Su panorama natural es admirable y es hábitat de una flora y fauna excepcionales.

Ciénaga de Zapata

Dentro de la península, se halla la Ciénaga de Zapata, categorizada como Reserva de la Biosfera y Sitio Ramsar. Su territorio abarca una inmensa área y constituye un reservorio natural invaluable. Pródiga vegetación y exuberantes paisajes desbordan los espacios de este territorio.

Además de ser el mayor humedal de la región, es una zona relativamente poco transformada por la intervención humana por lo que, su belleza paisajística entre otros atractivos naturales auténticos, le otorgan un lugar preponderante entre los viajeros que gustan del ecoturismo y la contemplación.

Entre las especies más interesantes de su fauna se destacan el Manjuarí, considerado un fósil viviente; el Manatí y el cocodrilo cubano Rhombifer, uno de los más primitivos del planeta. También sobresalen insectos, anfibios, reptiles y mamíferos, pero son las aves la especie animal que más abunda, debido a la diversidad de los ecosistemas, es por ello que la observación de aves es una de las modalidades turísticas más desarrolladas.

Gran Parque Natural Montemar

Este parque propicia al visitante, el contacto con las espectaculares playas de la zona, bosques exóticos, manglares, extensos ríos y lagos naturales; cavernas inundadas que se comunican con el mar, piscinas naturales y fondos submarinos de particular belleza, óptimos para la iniciación del buceo y la práctica del submarinismo diurno y nocturno, así como del espeleobuceo.

Entre los sitios de interés de este parque está el sistema espeleológico abierto a lo largo de 70 km, con cuevas en las que se han formado lagunas semicirculares en su superficie, conocidas como cenotes. En la extensa área que cubre el parque pueden practicarse, además, diversas modalidades ecoturísticas como: senderismo, ciclismo, trekking, hikking, cabalgatas y paseos en bote.

Laguna del Tesoro y Aldea Taína

La Laguna del Tesoro, embalse natural, es uno de los mayores reservorios de agua dulce de Cuba con una superficie de 9 km2. En sus aguas abunda la trucha dorada, especie sumamente atractiva para los amantes de la pesca deportiva que disfrutan de gratas experiencias, especialmente en la modalidad de “captura y liberación”.

Sus riberas, cubiertas de espesos bosques, así como la laguna, son también un espacio ideal para la observación de aves, por la abundante y variada población que sobrevuela el lugar, al amanecer y a la puesta del sol.

Situada casi en el extremo sureste de la Laguna del Tesoro se encuentran la Aldea Taína y Villa Guamá, construidas sobre un grupo de pequeñas islas conectadas entre sí por pasaderos de madera. A este sui-géneris lugar se accede por embarcaciones, botes y lanchas de motor, útiles para atravesar los canales. La aldea recrea un poblado taíno, representativo de la más avanzada cultura indígena de la Cuba precolombina. Las esculturas de aborígenes, obra de la famosa escultora Rita Longa, están talladas a escala real y reproducen pasajes de la vida de estos seres primigenios que parecen haber sido sorprendidos en plena faena cotidiana.

Rodeado de una naturaleza benigna y atractiva, la Península de Zapata es un destino realmente sorprendente en la bonita isla de Cuba; allí se disfruta cada instante y es sin lugar a dudas, un espacio para vigorizar la vida.

Texto: Bienvenidos / Fotos: Archivos